Ayuntamiento de Villacañas Tlf: 925 560 342 - Fax 925 160 925

La Asociación de Jóvenes Taurinos de Villacañas celebró este fin de semana sus IV Jornadas Taurinas. Un fin de semana repleto de actividades taurinas que este año se ha consagrado cumpliendo ya su cuarta edición.

Clases de toreo salón para niños, concursos de pintura infantil, visitas guiadas en la plaza de toros o coloquios han sido las actividades que han compuesto este fin de semana taurino. Unas Jornadas Taurinas que arrancaron el viernes en la Plaza de toros con las clases de toreo de salón impartidas por el novillero sin caballos de Mora, Sergio Céspedes, y la alumna de la Escuela Taurina de Alcázar de San Juan, Judith Díaz, que enseñaron a torear a todos los aficionados que se congregaron en el coso manchego.

Para el novillero Sergio Céspedes, este tipo de actos también son fundamentales para «fomentar» la fiesta. «No sólo son las corridas y lo que se hace en la plaza, es muy importante que la gente sepa cómo se coge un capote, los trastos de torear, cómo se hace cada suerte. Pienso que estas cosas también son importantes para crear afición. Hay gente que nunca ha tenido la oportunidad de coger una muleta y fomentar esto viene muy bien para seguir creando afición y que vayan a la plaza y tengan una noción de lo que son las cosas».

Ya el sábado tuvo lugar el acto central, un coloquio en la plaza de toros moderado por Javier Espada y en el que participaron como ponentes el matador de toros Eugenio de Mora y el novillero sin picadores Miguel Serrano, que toreará en el festival de feria de la localidad el próximo 7 de agosto. El matador y el novillero repasaron sus trayectorias y reflexionaron con los aficionados sobre cómo ha afectado la pandemia a la fiesta. El maestro Eugenio de Mora pudo hablar de los hitos más importantes en sus 24 años de carrera, desde su alternativa hasta las puertas grandes conseguidas en Madrid, mientras que el novel Miguel Serrano señaló sus impresiones sobre su participación en el Certamen Promesas de Nuestra Tierra de Castilla-La Mancha, en el que fue semifinalista, y se mostró muy ilusionado por la «oportunidad» de poder torear el día 7 de agosto en Villacañas.

Además, se entregaron los premios del Concurso Literario Taurino de 2020, tanto en modalidad infantil como de adultos. En esta última categoría los trofeos recayeron en Ángel Novillo Sánchez de Pedro, que se llevó el primer premio por su relato titulado «Joselito el Gallo, la pervivencia de un mito», y en Mario Gómez, galardonado con el segundo premio por el texto «Joselito, trascendental un siglo después».

Fotos: Ayuntamiento y Eusebio Sánchez

Crónica: Javier Espada